Palabras e infancia. El inicio de una amistad entre mi genio creativo y una niña maravillosa, producto del amor.

Palabras e infancia. El inicio de una amistad entre mi genio creativo y una niña maravillosa, producto del amor.

"Las obras que un autor escribe a gusto son las mejores, como los niños engendrados en el amor son los mas bellos".

Nicolás Chamfort.

Autor: Abner Pantoja

 Publicado en: Aprender a Escribir.

 

 

Dedicado a Isabella. Con el permiso de su bella madre. ¿Puedo?

Estaba escuchando una canción de Silvio Rodríguez que entre otras cosas dice:

"Mi unicornio ayer se me perdió…"

Y aprovecho esta mágica oportunidad de rendirle un tributo a quien empieza a ser una fuente de inspiración literaria en los últimos días. Gracias a ti, niña fugaz, he encontrado a mi unicornio y la magia. Mi fantasía me la devolviste aun cuando no te lo propusiste. No se. Sólo se que estos bocetos literarios son creados para ti.

Aquí tienes una lluvia de ideas: El murmullo del mar. A orillas del mar y seguramente por un capricho geomorfológico se encontraba una roca ausente. Dura, terrible; incluso resultaba ser "afiladamente" peligrosa para el ser humano despistado que quisiera subir la pendiente.

Resultaba para la roca brutalmente doloroso estar frente al horizonte marítimo y no poder compartir su presencia y su soporte para que las focas y lobos marinos la arribaran pues su inteligencia e instinto animal les decía, esta roca es lastimera. Te hiere con su dureza.

La roca, no aceptaba vivir sola, en medio de tan maravillosos atardeceres, corales estéticamente muy apreciados; verdes y azules de diversos matices del mar. No sabía que pertenecía a ese paisaje maravilloso en el que los enamorados idealizan su mundo.

En fin. Con el paso de los años fue aceptando su destino. De repente cayó en la cuenta de que era él quien aislaba su parte del ser del paraíso. Entendió por ejemplo que el mar constantemente le acariciaba su rostro, su alma, su ser…, de manera sublime y sabiendo que la dura roca no le hará daño. A partir de ese momento la roca se fue transformando y encontró la felicidad.

Y también se dio cuenta que con la luz de la luna se veía mas hermosa pues reflejaba sus rayos ella misma.

Y por si eso fuera poco he aquí que en los últimos días descubrió otra maravilla: con la lentitud que no es más que producto de su propia armonía, un caracol va poco a poco arribando en el fuero interno de la roca. Es a partir de ese momento que como roca se empezó a dar cuenta que es accesible si el otro realmente y de manera inteligente sabe que puede dar lo mejor de sí misma. El caracol se ha vuelto una gran amiga.

Aprende Cómo Ganar Dinero en Internet Capacitando

Contacto


La Paz, Baja California Sur, México.

Skype: Abnerpantoja